10/4/2014

Charla Motivación

Junio A y B Basket Blanes




19/3/2014

Reconocimiento Ayuntamiento de Blanes

Muy agradecido por este reconocimiento del ayuntamiento de Blanes y la Diputación de Girona.
Desde 2005 cuando acabé Marathon des Sables, no recibía tanta fuerza de los altos cargos.
Ahora recién llegado del Ártico vuelven a ello. Por mi parte super motivado para los siguientes retos con la bandera de Blanes en la espalda.  Muchísimas gracias!!



El 9 esportiu

CLAROU TEAM ATTITUDE

Encantado de formar parte de este gran proyecto CLAROU TEAM ATTITUDE.
EN NUTRICIÓN, LAS COSAS CLARAS !!






1/2/2014

Ice Ultra. Beyond the Ultimate.La crónica

Ice Ultra. Beyond The Ultimate

Distancia: 230kms
Etapas: 4
Tiempo: 33.32 hrs
Posición: 2
Año: 15 febrero 2014
Zona: Círculo Polar Ártico ( Laponia Sueca )



Esta ha sido para mí una de las carreras más exigentes que existen en el mundo del Ultrarunning por etapas en autosuficiencia, la Ice Ultra, primero por el clima tan adverso y además porque transcurre dentro del Círculo Polar Ártico, eso ya causa ese respeto que convierte esta carrera en un gran reto.

La aventura comenzó como casi todas, en el aeropuerto de Barcelona. Tras despedirme de mi madre y de Neus, cogimos un vuelo rumbo a Estocolmo, Suecia, para poco a poco adentrarnos en zona de nieve. Allí, volvimos a coger otro vuelo hacia más al norte, Lulea. Tras llevar casi 24hrs de camino, dormimos una noche en esa ciudad y allí nos agrupamos con el resto de participantes de la carrera.

Al día siguiente la organización de Beyond the Ultimate, que son los que organizan este evento, nos trasladaron durante 5hrs en Bus hacia Jokkmokk, una pequeña aldea entre montañas y lagos helados. Desde allí cogimos otro bus hasta el campamento Base.
Una vez instalado en el campamento, ya vi que realmente iba a ser una prueba muy muy dura. El clima me impactó mucho, -20ºC, todo era blanco a nuestro alrededor, además era de noche, hacía muchísimo frío y nevaba sin cesar. Dormí con la sensación de que esto iba a ser diferente a todo lo que había hecho hasta el momento.
Al día siguiente, la primera etapa ya comenzó un poco más tarde por la nevada, la organización tuvo que abrir camino con las motos de nieve. Salí sin raquetas de nieve, ya que en principio quería correr, pero a los primeros 10 Km vi que había corredores expertos en ese tipo de condiciones y que ya usaban las raquetas, por lo que en el primer avituallamiento me decidí a ponérmelas, en el Km 12, y no me las pude quitar hasta finalizar la carrera, increíble. Nunca había usado raquetas de nieve, y mucho menos correr con ellas, incluso compré las primeras que encontré pensando que no las usaría, y finalmente fueron decisivas para poder finalizar la ultra. Me hice con ellas en un principio, y llegué a meta en segunda posición, fue algo muy bonito ya que no me imaginaba ese resultado tras una etapa de 7 horas, con solo tres horas de sol, y con ventisca y nieve sin parar, y yo que soy de la costa! Esos 46 Km ya me demostraron lo que iba a ser esta carrera, lucha y superación. Nada más llegar a meta, lo primero fue prepararse bien para el día siguiente, la ropa estaba empapada, las bambas también, me dediqué a hacer fuego, y intentar secar todo y coger temperatura. Comí mi ración liofilizada y a dormir.

Segunda etapa, imposible salir en hora. Estuvimos casi cuatro horas esperando el inicio de la etapa debido a la nieve, que impotencia! Incluso creemos que al final acortaron por las condiciones los Km de la etapa. Salí muy prudente, ya sabía lo que era correr en ese ambiente, y ese día si noté las malditas raquetas en mis pies, tenía todo el tobillo y el empeine dolorido. Era muy doloroso correr, pero tenía que seguir, no quería bajar posiciones ya que me encontraba físicamente muy fuerte. Además veíamos a corredores mucho mejor preparados con el material adecuado para correr, era de los novatos. Aún así salí cuarto, no dejé de correr, se hizo de noche y conseguí alcanzar al danés que iba tercero y ponerme en segunda posición. Ahí estaba, luchando contra todo, cuando me encontré varios renos en mitad del camino, que impacto, no sabía si seguir corriendo o irme hacia el lado contrario, los ahuyenté con un gran chillido. Durante toda esta carrera los paisajes eran postales navideñas, espectacular. Los últimos 5Km eran de bajada, pude correr todo lo que quería y llegué perfecto a meta, con varios minutos de ventaja a los de detrás de mío. Las noches en el campamento eran lo mejor, nuestro grupito de cuatro no paraba de reír por no llorar, Albert Bosch, Tony Andrades, Albert Vives y yo, inseparables, me gustó mucho vivir esta experiencia con ellos.

El tercer día fueron 46 Km más. Ahí ya me costó arrancar por el dolor en los pies, así que hice estrategia juntándome con el tercer y cuarto participante y poder descansar un poco para la última etapa y la más dura, aún así sufrí mucho. Era la etapa de los lagos helados, incluso cruzamos uno de 22 Km, y se hizo muy pesado ya que nunca llegaba el fin. Me concentré mucho en la hidratación, comer bien, cuidarme, necesitaba estar bien para la etapa reina. Acabé ese día muy contento, centrado en el día siguiente y conociendo más a mis dos rivales que me pisaban los talones.

Etapa Sami, tenía hasta nombre propio, 90 Km y última etapa de la Ice Ultra. Antes de salir ya no me encontraba bien, esa noche me caló el frío en el cuerpo y no conseguía calor ni con todo el material térmico que llevaba, que susto. Estuve tres horas intentando que me subiera la temperatura a base de té, movimiento, agua caliente, el fuego… y poco a poco me iba recuperando para poder salir a tope.  Salí muy concentrado, pero no podía correr, mis pies no me dejaban, los empeines me dolían tanto que tenía que andar, no podía hacer movimientos bruscos, incluso vi que el grupo de cabeza se me escapaba, y yo me moría de ganas de correr ya que mis piernas estaban perfectas, estaba fuerte, solo me dolían los pies, no me lo podía creer. Intenté quitarme las raquetas, desabrochármelas, ponerme las manoplas en la fijación del empeine, solo conseguía aliviarme un poco pero ni hablar de correr. Al final las desaté del todo y solo corría con la fijación delantera, fue un alivio, aunque no estaba bien sujeta, me sentía más cómodo.

Con ese sistema llegué al grupo de cabeza, y pude mantener la posición y la tranquilidad de que aún podía luchar. Tenía mucho dolor, y en uno de los avituallamientos donde el resto del grupo se paró a comer, yo decidí seguir, no comer, y así avanzar e ir más tranquilo. Qué gran error! De pronto me perdí, seguí unas marcas que no eran de la carrera, durante más de una hora, hasta que llegué a un camino sin salida donde había una pequeña casa, y llamé sin pensarlo. Salió un Sami, que me dijo que estaba muy perdido, y que él sabía dónde me había desviado seguramente, era experto de la zona, así que me vio tan nervioso y enfadado que se prestó a llevarme con la moto de nieve hasta el punto donde me perdí. En todo momento dudaba de él y de haberme perdido realmente, pero me tenía que fiar, estaba solo en medio de la nada. Me subí a su moto de nieve y hicimos un trayecto de casi media hora, hasta llegar al punto donde si vi que me había perdido, me tuve que disculpar incluso por dudar de él. Ese fue mi reto personal, tenía que volver a alcanzar esa segunda posición que tanto me había costado. Corrí como nunca, a pesar del dolor, de las condiciones, de la noche,… estuve 18 Km sin parar, a tope, concentrado, adelantando a todo el mundo, solo deseaba alcanzar a los primeros corredores.

Soy muy testarudo, casi tres horas después, cuando ya me estaba rindiendo, me indican en un avituallamiento que apenas unos minutos habían salido el grupo de cabeza. Los tenía allí mismo, corrí sin parar, hasta que llegué a ver a Tony, que iba tercero, para mí ese fue el mejor momento de esta carrera, superé mi propio reto, los alcancé con mis pies dormidos de dolor, incluso sudando mucho del esfuerzo que había hecho, sabiendo que era lo peor que podía haber hecho en esa situación, pero me daba igual, volvía a estar segundo y solo quedaban 30 Km.  

Cuando lo vi, me tiré arrodillado a sus pies, sin poder ni hablar ni respirar, que momento, hasta se asustó. Fui recuperándome poco a poco y me centré en acabar. Comí jamón, cecina, queso, todo lo que llevaba para animarme y coger fuerzas. Quedaba una noche muy larga y muy dura, y estaba a mínimos, me costaba mucho seguir el ritmo a Tony, él estaba muy entero. No dejé de luchar, y él de apoyarme. No sabíamos muy bien ni cuanto quedaba, hasta que llegamos al último control, quedaban 10 Km. Llegó la subida más fuerte de la carrera, que nos dejó tocados, tuvimos que parar un buen rato para coger fuerzas, y así afrontamos el final, no podía más, pero vimos el pueblo a lo lejos, era la meta, era el final. Tony empezó a coger ritmo y yo me iba descolgando, no podía! Uno por el otro nos juntamos para hacer los últimos Km, y llegar a meta juntos. Que momentazo, hacía mucho tiempo que no me emocionaba tanto en una llegada. Reíamos, llorábamos, pero es que habíamos acabado algo muy grande, la Ice Ultra y con la sensación de haberlo dado todo, conseguí mantener mi segunda posición, que gran lucha y que gran carrera.


Siempre aprendes algo nuevo, aún con todas las carreras que ya he hecho, está claro que si realmente quieres algo, lo puedes conseguir. Gracias a Wes por organizar esta gran carrera, a mi trupe del hielo por vivirlo juntos , a Neus por dejarme escapar unos días y  espero poder finalizar otra carrera con estas sensaciones.

Video Promo IceUltra
















ETAPA 1

























ETAPA 2

































ETAPA 3































ETAPA 4









































































PRENSA INTERNET Y ESCRITA

entrevista sportvicious




La primera aventura del 2014.
 La Ice Ultra es la primera carrera de las 4 que realiza la empresa Beyond the Ultimate.
 Consiste en recorrer 230kms en 4 etapas por la zona alta del Círculo Polar Ártico a temperaturas que oscilan entre los -20ª a los -40ª.
Las tres primeras etapas superan los 50kms y la última etapa serán 90kms.
Nos adentraremos al Ártico por Suecia. Aterrizando en Estocolmo y volviendo a volar hacia Lulea, donde la organización nos llevará hasta Jokkmokk, último pueblo habitado. De allí nos trasladaremos al campamento base en medio de la nada resguardados por las poblaciones Sami.
Durante toda la carrera deberemos llevar todo el material obligatorio, incluida la comida. 
Una gran aventura donde cruzaremos lagos de 20kms, montañas y llanuras sin fin.
El equipo que vamos : Tony Andrades, Albert Bosch, Ignasi Prat, Albert Vives y yo.
Mucha suerte!!!


















Material en frío



Marcas colaboradoras del reto Beyond the Ultimate Series


















ICEBARCELONA


DECATHLON



TESTING CLOTHES pastisseria Marina -20ªC